14 febrero 2006

Observo

-El 80% de los incendios que se producen en Europa se dan en la Península Ibérica.

-Galicia tiene un 7% de los bosques españoles, y su nivel de riesgo de incendio es bajo por tratarse de la España húmeda. Sin embargo, sufre el 50% de los incendios, y en torno al 30% de hectareas afectadas en España.

-De las 153.000Ha que ardieron en España en el año 2005, 50.000Ha eran gallegas, aproximadamente la mitad de ellas en la provincia de Ourense.

-Es decir, 12 veces más probable que arda un terreno en la provincia de Ourense que en cualquier punto de España.

-Existen terrenos que arden con una cadencia de dos a cinco años. Arden los matorrales que salieron del anterior incendio, arden los árboles de reforestación que acaban de plantar.

-Estas zonas presentan un proceso incipiente de desertización..¡¡¡EN GALICIA!!!. El aumento de la erosión provoca la infertilidad del suelo muchas veces en roca viva, así como la mayor incidencia de riadas y sequías.

-Hay municipios que tienen incendios TODOS los días de verano. Si un día falta la columna de humo...es que al siguiente hay tres. Hay municipios en la Raia Seca con poco o nada más que quemar.

-Sólo una pequeña parte del monte orensano no ha sufrido un incendio en los últimos 20 años. La vegetación predominante en Ourense son xestas, uces y otras especies que siguen a la degradación del monte, así como repoblaciones de pinos. Es casi imposible encontrar un carballal de más de 20 años, los pocos que quedan son ejemplares jóvenes que nacieron espontáneamente después de un incendio (la Xunta jamás ha repoblado áreas significativas con especies autóctonas).

-La mayoría de los incendios tienen su origen en zonas inaccesibles al caer la tarde y en varios focos en la misma zona o en oleadas en la misma comarca. Son incendios provocados por profesionales, que dejan que se desarrollen por la noche para a la mañana siguente ser ya imparables, y que divide los medios de extinción los cuales se tienen que centrar en proteger los núcleos de población.

-Es reseñable que últimamente la etapa de incendios no se limita al verano, sino que también en los días fríos y secos del invierno hay oleadas de incendios (hay días que ninguno, hay días que cinco en un pañuelo). Si bien su propagación es más lenta, son mucho más peligrosos para las caducifolias al encontrarse en esta época con un contenido en agua muy reducido, casi secas, por lo que son mucho más vulnerables a la acción de las llamas.

Estimo:

Incendios los hay en todas partes, pero en el Sur de Galicia concurren unas circunstancias especiales que singularizan este problema. En otras palabras: AQUÍ PASA ALGO RARO. Existe un feito diferencial que nos distingue a los habitantes del noroeste ibérico del resto de la península.

Fuente: Ministerio de Medio Ambiente

Actualización:Datos del año 2006 en Galicia.

Nº incendios = 6.997

Superficie quemada = 93.887 ha de las cuales más de 54.000 ha eran de superficie arbolada.

Entre el 1 y el 4 de Agosto ardieron 82.418 ha, es decir, un 88% de la superficie quemada en todo el año. En cuatro días.

Las conclusiones preliminares de la Guardia Civil sostienen que no existe conexión entre los incendios.

La concentración de incendios en cuatro días responde a una mera casualidad.

Debía haber luna llena esos días.

Que este año cambiaran de tipología y pasaran de arder montes perdidos en Ourense y Lugo como todos los años, a amenazar el espacio periurbano del eje atlántico gallego, también es otra casualidad.

La luna los iluminó con las mismas ideas.

Me doy cuenta que las cifras no dan una idea clara del problema, ya que es difícil imaginarse a qué corresponden todas esas hectáreas. Pongámoslo en relación:

De 148.730 ha calcinadas en el conjunto del territorio español en el 2006, 93.887 ha correspondieron a Galicia. Es decir, el 63% de la superficie que se quemó en toda España, fue en Galicia.

Contando que la superficie forestal gallega es de 2.039.575 ha, el año pasado ardió el 4,6%, es decir, una vigésima parte del monte gallego.

Se podría decir que Galicia tiene mucho monte, el tópico de siempre. Veamos: España tiene 26 millones de hectáreas de superficie forestal. Así pues, Galicia representa el 7,7% del monte español, y acumula el 63% de la superficie quemada.

La pregunta es obvia:

¿POR QUÉ?


A continuación, analizaremos la causalidad de los incendios forestales.


10 Comments:

Anonymous Myrtus said...

Tienes toda la razón, ya que la zona Mediterránea es la más propensa a los incendios forestales por su climatología (temperaturas altas y época de sequía prolongada) , geomorfología y la alta combustibilidad de la vegetación.

Salut, Myrtus

18 febrero, 2006 00:28  
Anonymous Anónimo said...

Creo, Miguel Angel, que tu, que te dedicas profesionalmente a este tema, lo tienes más fácil. No es cuestión de descubrir el "feito diferencial" a partir de teorias más o menos brillantes. Creo que casi todo el mundo en el Ourense rural sabe quién y por qué. Sólo falta encontrar a alguien que quiera contarlo (alvaro).

24 febrero, 2006 03:16  
Blogger Acuarelacool said...

Gracias por abrir un espacio en el cual se hable del tema desde otra perspectiva diferente a la que puedan dar los medios...

Es obvio que pasa algo raro, es obvio que todo esta perfectamente planeado. Cuando pienso en los incendios y en los desalmados que anteponen motivos económicos a recursos naturales, siento una tremenda tristeza. En mis ideales no concibo un modo de vida en el cual no se respeten a las otras especies, o al menos se las trate con el mayor respeto posible. Es vergonzoso, todos lá vegetación, los animales...

En el Norte de Castilla el otro día me sobrecogió una carta de una lectora que hablaba de todas esas personas que han arriesgado sus vidas para salvar a los 150 perros de una perrera que estaban a punto de morir abrasados. Y cómo hay otras víctimas anónimas que no se mencionan en los medios, los animales y las crias de muchas especies que mueren quemadas en las madrigueras...

¿Qué nos está pasando?

13 agosto, 2006 10:56  
Anonymous Anónimo said...

Que peasso herencia les dejamos a los que ahora utilizan chupete. En esto como en todo. No se mira adelante si no es para obtener beneficios a corto plazo. Creo que nuestros biznietos no nos van a dirigir la palabra (pero agradeceran las fotos que hagamos hoy a los bosques) Es una pena

07 septiembre, 2006 00:35  
Anonymous Anónimo said...

Una puntualizacion:en algunas de las zonas más castigadas de Orense NO hay pinos, ni eucaliptos,ni árboles autóctonos, ni terrenos urbanizables ni nada, pero como bien dices arde cada 2-3-4 años. O sea que ahí los motivos son desde luego otros.

10 septiembre, 2006 10:41  
Anonymous Anónimo said...

soy estudiante de magisterio en sevilla y estamos haciendo un trabajo sobre los incendios forestales en Galicia desde todos los puntos de vista, periodistas, gobierno, seprona, biólogos, habitantes, etc...Me gustaría que éste u otros foros sirvieran para fomentar el amor al campo y la naturaleza con todo lo que tiene en su estado salvaje, dentro de lo que ahora queda, claro. Animo a todos los universitarios,como futuros padres y a los que ya son padres, a que enseñen a sus hijos a cuidarlo y preservarlo. Ya sé que no es la única vía para evitar estas catástrofes, pero sería un buen comienzo.

08 noviembre, 2006 06:50  
Anonymous Anónimo said...

El ayuntamiento de la Coruña va a gastarse 400.000€ en la plantación de 439 árboles en la ciudad.

A 910€ el árbol.

Puede sonar a burda demagogia, pero con ese dinero se podría haber repoblado el monte con muchos miles de árboles autóctonos.

Una cosa no quita la otra y bien está la iniciativa de la Coruña. Sólo quiero demostrar que dinero hay, lo que no hay es interés en gastarlo en la reforestación de nuestros montes.

16 noviembre, 2006 16:53  
Blogger * said...

Datos del año 2006.

Nº incendios = 6.997

Superficie quemada = 93.887 Ha de las cuales más de 54.000 Ha eran de superficie arbolada.

Entre el 1 y el 4 de Agosto ardieron 82.418 Ha, es decir, un 88% de la superficie quemada en todo el año. En cuatro días.

Las conclusiones preliminares de la Guardia Civil sostienen que no existe conexión entre los incendios.

La concentración de incendios en cuatro días responde a una mera casualidad.

Debía haber luna llena esos días.

Que este año cambiaran de tipología y pasaran de arder montes perdidos en Ourense y Lugo como todos los años, a amenazar el espacio periurbano del eje atlántico gallego, también es otra casualidad.

La luna los iluminó con las mismas ideas.

Fuente de los datos: Xunta de Galicia, artículo en La Voz de Galicia

26 enero, 2007 10:51  
Anonymous Santiago Panata said...

Los incendios forestales son producidos en casi todo el mundo,y se producen por las olas de calor que la propia naturaleza los producen o por la mano del hombre, sin darse cuenta que los perjudicados vamos hacer nosotros mismos o nuestras futuras generaciones es un llamado de atención a todos los que algunas vez han producido un catástrofe de esta magnitud (incendio forestal)

10 enero, 2013 17:08  
Anonymous Gissela cardenas said...

yo pienso si las personas se pusieran a razonar un poquito sobre la contaminacion y la tala de bosques
porque todo eso nos afecta no solo ami sino a todo el mundo.........

11 enero, 2013 13:48  

Publicar un comentario en la entrada

<< Home